El Cercado

V. ANÁLISIS Y COMENTARIOS DE PARTIDAS (2)


2. UNA PARTIDA OFICIAL PARA EL TÍTULO DE MEI JIN DE 1966 Archivo SGF | Visualizar partida

    La partida que vamos a comentar es la cuarta disputada por el título de Mei jin de 1966 entre el joven maestro chino Lin Hai-feng, de 24 años de edad y octavo dan (ascendió al noveno en 1967), y el ex Mei jin, el maestro japonés Sakata, quien poseía casi todos los títulos del Go japonés.

    El título de Mei jin (Gran Maestro) es el máximo honor que concede la Nihon Ki-in (Academia Japonesa de Go) a los profesionales. Todos los años la Academia organiza una serie de torneos eliminatorios entre los profesionales; el finalista es el aspirante oficial para disputar siete partidas contra el titular del año anterior. Quien gana primero cuatro de las siete partidas es proclamado Gran Maestro del año. El honor de ser el Gran Maestro es muy apreciado en el mundo del Go. Aparte de gozar de gran respeto, el Gran Maestro tiene el privilegio de firmar los títulos de categoría que concede la Academia a los jugadores.

    En el reglamento de esas siete partidas finales se establece que cada jugador dispone de diez horas en cada partida, divididas en dos jornadas. Cada diez u once días, aproximadamente, se juega una partida en una ciudad distinta. El que juega con negras tiene que descontar cinco puntos al final de la partida, y si hay empate se cuenta como victoria para las blancas.

    En el análisis de esta partida se incluyen también, entre paréntesis, los comentarios realizados después por los dos maestros, los cuales fueron publicados en la revista china de esta especialidad, "Wei-chi". Se trata de una partida muy interesante e instructiva.

      Partida Lin-Sakata (De la revista china "Wei-chi", número 11 de 1966).
      Total: 266 jugadas.
       El actual Mei jin (1970), Lin Hai-feng (con descuento de 5 puntos).
       El Hon in-bo Sakata, aspirante oficial al título.

Diagrama I (jugadas 1-51)




















    De B1 a N6 son ocupaciones y colgamientos preliminares. N7 contraataca a N6 en forma de tenaza; hasta N21 es una fórmula de apertura en la esquina NE.

    B22 da un paso diagonal hacia el centro para evitar un ataque negro. N23 cerca el lateral Norte.

    (Lin: N23 también puede consolidar la esquina SO con su N2 en la Fig. 1. La consecuencia sería que B3 atacase a la negra en el NO; N4 ocuparía entonces el punto estratégico del lateral Oeste, aunque B5 siguiera atacando la negra, pues las Bs todavía necesitarían una jugada para consolidarse en el punto "a", ya que la negra aislada aún tiene suficiente espacio para un eventual ataque por dentro. El resultado de la Fig. 1 no estaría mal para las Ns.)
     







































Fig. 1

Fig. 2

    B24 cuelga al lado de N5 en la esquina SO y N25 ocupa el punto estratégico del Sur. B26 inicia el ataque a N5. N27 fuerza un corte. B28 da jaque por arriba. Tras N31 las Ns han cercado el lateral Sur.








Fig. 3

(Lin: No era necesario que N27 forzase el corte; las Ns podían jugar como en la Fig. 2; sería mejor que en el Diagrama. Yo creía que las Bs iban a dar jaque por debajo, como en la Fig. 3; se trataría entonces de una persecución ininterrumpida: daría después un jaque en "a", intercambiando una jugada con las Bs en "b", y entonces la persecución sería favorable para mí; pero como las Bs no hicieron lo que yo había previsto, las cosas salieron de otra manera.)

    (Sakata: B32 era correcta. B34 también podía jugarse en "d", haciendo un salto de dos pasos. Si B36 se hubiera jugado en "e", las Ns podrían cortar en "f" y entonces las Bs quedarían bloqueadas en la esquina sin salida.)

    N39 rodea el lateral Oeste. B40 consolida la esquina NO. N41 refuerza la defensa del Norte. Sobre esta jugada, Lin comentaba luego:

    (Lin: Las Ns, en vez de responder a B40, podían haber jugado como en la Fig. 4 y se se habrían beneficiado mucho más.)

    (Sakata: Si B44 hubiese ocupado "c", N45 "g" y B46 "h", entonces las Ns podrían haber jugado en las posiciones de 47 ó 51, abarcando todo el lateral Norte.)




















Fig. 4




















Fig. 5

    (Lin: N45 no era suficientemente activa y debería haberse hecho en lugar de 47 o, como indica el maestro Wu Ching-yuan, las Ns deberían haber jugado como en la Fig.5; habrían ganado terreno en los dos frentes, Norte y Oeste.)

    (Lin: N47 era muy difícil. Si hubiera ocupado el lugar de 50, con B48 en "i", N49 en "j", B50 en 47, las Bs tendrían la ventaja del salto en "k"; por eso decidí jugar N47. Pero, al ser cortadas por B48, las Ns salieron perjudicadas.)

    (Sakata: B48 también podía jugarse como en la Fig. 6, rompiendo el cerco negro en el Norte.)















Fig.6

Diagrama II (51-100)




















    El juego ha entrado ya en la segunda fase, la del desarrollo central. La estrategia negra está clara: se empeña a toda costa en rodear un enorme terreno en el Norte. Las Bs iniciaron el ataque con su B46 en el Diagrama I, e intentaron romper el cerco negro.

    En el Diagrama II, hasta N5, las Bs han fracasado en su intento. B6 es una jugada puramente defensiva para que las Ns no entren en el NO.











Fig. 7

(Lin: Si B2 hubiera jugado como en la Fig. 7, el asalto mutuo habría perjudicado a las Ns.)

    N7 sirve para atraer la atención de las Bs en el Oeste. B8 es la reacción natural. N9 da jaque a B2 y B4; N11 intenta bloquear a las dos Bs en el centro. B12 busca la salida. N13 pretende entrar en el Oeste. B14 la rechaza. N15 se extiende hacia el centro y amenaza al grupo de B12. B16 es un buen salto. N17 y N19 siguen presionando. B18 y B20, aunque son jugadas defensivas, amenazan a las seis Ns (N9-17). N21 las guía hacia afuera. En el intercambio de B22 y N23 se estabilizan mutuamente.

    Ahora el cerco negro en el Norte ha crecido con su N23 y las Bs deciden perturbarlo con B24 y B26. En ese momento Lin debía estar muy precavido; a poco que se equivocara, las consecuencias podían ser muy negativas.

    (Sakata: B24 y B26 son jugadas de tanteo para ver la reacción de las Ns. N25 y N27 contestan muy bien.)

    (Lin: N29 fue un error; tenía que haber jugado en el punto "a". B30 da jaque a las dos Ns y no se pueden salvar; ver la Fig. 8 y se comprenderá por qué.)













Fig. 8

    Ésta es una de las cualidades de los grandes maestros: no sólo son capaces de prever más allá de unas 20 jugadas, sino todas las posibles variantes. N31 prepara el camino de N33 y N35. B32 captura las dos Ns.

    (Sakata: Las Bs están satisfechas después de capturar esas dos Ns.)

    N31, N33 y N35 amplían el cerco del Norte; con N37 aún se extiende más hacia el centro. B38 intenta atacar a las Ns en el Oeste.

    (Sakata: Si B38 hubiera ocupado el punto "b" en el Este, ya podría estar satisfecho.)

    Con N39, las Ns contraatacan a las Bs en el SO e impiden su salida. Tras intercambiar una jugada con B40, se consolidan con su N41. B42 previene un posible corte. N43 impide el enlace de los dos grupos blancos. B44 ordena su propia formación. N45 penetra en la esquina para destruir la formación ojal de las Bs. B46 avanza hacia el lado Sur.

    (Sakata: B46 podía haberse colocado en lugar de 49; la secuencia N47 en "c", B48 en 50, N49 en "d" y B50 en 46, tampoco estaría mal.)

    B48 perturba la formación negra. N49 penetra más aún, por lo que B50 tiene que ligar en su punto de corte.

Diagrama III (101-150)




















    La guerra se ha extendido desde el Norte hasta el SO y todavía es difícil predecir quién vencerá.

    N1 enlaza y, al mismo tiempo, ataca a la formación blanca. B2 fuerza la salida. N3 la rechaza. B4 liga el punto de corte. N5 sale fuera. B6 inicia un ataque a las Ns del SO.










Fig. 9

(Sakata: Después de B6, las Bs están muy bien en esta zona.)

(Lin: N7 en ningún caso puede enlazar por debajo, pues ello podría tener consecuencias nefastas, como en la Fig. 9. En dicha figura, si N6 rechazara a B5 en lugar de B7, entonces B en "a", N en 6, B en "b", y no hay salvación posible.)

     Por eso, N7 ataca y aísla esa pieza blanca con el fin de obtener un ojo para la supervivencia en caso de ser cortadas por las Bs. B8 intenta cortar las Ns. N9 las une. B10 rodea a la negra del Sur. El intercambio de N11, B12 y N13 da lugar a un corte mutuo a iniciativa de las Ns.

    (Sakata: B10 debía haberse colocado en el lugar de B20; así hubiera evitado el corte de N11 y N13 y, después, N en 33 y B en "a" resultaría mejor para las Bs.)

    (Lin: Efectivamente, B10 era problemática. N11 y N13 eran la única ocasión de obtener la victoria.)

    (Sakata: B14 era absolutamente necesaria.)

    La respuesta de N15 también es lógica y necesaria. B16 captura una negra y, al mismo tiempo, da jaque a N13. N17 prolonga el paso. B18 sigue dando jaque. N19 continúa huyendo hacia afuera.

    (Sakata: B18 debía haber ocupado el lugar de B20; entonces N en 19, B en "b", N en 18 y B en 46 resultaría mejor.)

    Ahora B20 tiene que interponerse entre N19 y la negra de abajo. N21 prolonga más su paso. B22 se dirige hacia abajo para formar el ojo vital. N23 enlaza con la negra del SE. B24 hace su formación ojal. N25 liga el punto de corte.

    (Lin: Hasta N25, las Ns se han fortalecido y la situación ha cambiado favorablemente para ellas.)

    (Sakata: B26, en cualquier caso, debía haber dado jaque a N7 en la posición de N33; este descuido fue inexplicable. Y, además de B en 33, que obligaba a las Ns a contestar capturando en "c", también existía B en "d". Se desperdiciaron muchos puntos en esta zona.)

    N27 fortalece aún más la formación negra. B28 está obligada a contestarla. N29 ocupa el lateral Este. B30 ocupa ese lado también.

    (Lin: N29 debería haber jugado en N33, porque las Bs no podían rodear todo el lateral Este en una jugada.)

    (Sakata: B30 aún podía ocupar el lugar de N33; si las Bs hubieran jugado así, de ninguna manera podrían perder la partida.)

    N31 ataca a las dos Bs en el SE y consolida su propia formación. N33, finalmente, obtiene una enorme ventaja.

    (Lin: La prolongación de N33 ha decidido la partida. No sólo ha ganado muchos puntos, sino que ha fortalecido la formación ojal, haciendo que las Bs pierdan su base de operaciones en esa esquina.)

    B34 sigue ocupando el Este para ganar puntos. N35 es otra iniciativa, obliga a B36 a capturar la negra en el NE. N37 hace un salto de dos pasos hacia el centro.

    (Lin: N37 es una mala jugada, debía ocupar la posición de N45; la continuación B en "e" y N en "f", resultaría sencilla, clara y sin complicaciones.)

    Desde N35 hasta N43 son todas jugadas de iniciativa negra y las Bs tienen que contestarlas una a una. B46 corta a N3. N47 prepara la penetración en el NO. B48 tiene que cerrarle el paso. N49 mueve en el Oeste. B50 cierra la frontera.

    (Lin: En realidad, N49 debía haber ocupado el punto "f", una jugada más correcta.)

Diagrama IV (150-200)




















    Desde la N49 del anterior diagrama hasta la N5 del presente, son jugadas de delimitación de fronteras. B6 se extiende hacia el centro y N7 no le puede impedir el paso, por eso salta hacia el centro desde el Este para ganar el terreno en esa zona. B8 y B10 son iniciativas blancas para contener el cerco negro del Norte. B12 es otra iniciativa para contrarrestar N7. Las Ns no le hacen caso y contraatacan por su parte en el NE con su N13. Con N15 en el Este y hasta N19, las Ns ganan terreno en el centro Este. B20 intenta cortar, quizá fue
    una equivocación.

    (Sakata: Por qué B20 no dio jaque a N15 en N71, es algo imperdonable y que no me explico.)

    N21 da jaque a las dos Bs y N23 liga su punto de corte; todo ello supone una ventaja clara para las Ns.

    B24 intenta cortar en la posición de N25 y protege el territorio de la esquina. N25 liga su formación, como es lógico. B26 avanza por el Sur, presionando a las Ns. N27 une el punto de corte. B28 captura a la negra acorralada para formar dos ojos y garantizar su propia supervivencia. N29 se extiende hacia el centro. B30 también lo hace. N31 da jaque a la blanca para tener una salida más desahogada y evitar un posible corte de los tres grupos Ns en esa zona.

    (Sakata: B32, naturalmente, debería haber jugado en el lugar de N33, para evitar esa captura.)

    Después de la captura de la blanca por parte de N33, las Ns tienen ya una amplia salida y expansión en el centro. B34 intenta cortar. N35 une. B36 intenta cortar el grupo negro del Este. N37 contraataca a B34, B26 y B12; B38 intenta unirse a B36. N39 se interpone. B40 une su propio punto de corte. N41 une sus grupos por su parte. Toda esta serie de jugadas constituye una táctica calculada para romper el territorio enemigo.

    (Sakata: B42 fue una mala jugada; debería haber cortado en el punto "a" de la esquina SE o en el "b" de la NE. Tal vez podría haber ganado la partida si hubiera jugado así.)

    N43 da origen a otra serie de iniciativas para ganar puntos en la última fase de la partida. B48 o B50 todavía podían haber ocupado los puntos "a" y "b". Es incomprensible este descuido.

Diagrama V (201-266)




















    Nos hallamos ahora en plena delimitación de fronteras. N1 defiende la fractura causada por B48 y B50 en el anterior diagrama. B2 protege su ojo real, que vale un punto.

    N3, N5 y N7 son jugadas de iniciativa. La formación triangular de N9 también lo es: si las Bs no la contestan, las Ns les pueden plantear una situación de asalto mutuo muy grave para ellas, como muestra la Fig. 10.












Fig. 10

(N1 y N3 obligarían a las Bs a un asalto mutuo con el propósito de destruir la formación de los dos ojos vitales. Como las Ns disponen de mucho material para el asalto, podrían incluso penetrar por el punto "a" y las Bs correrían el riesgo de ser aniquiladas en esa esquina; al fin y al cabo, las Ns no tienen nada que perder.)

    N11 asegura su frontera. B12 la suya. N13 pretende aislar las dos Bs del centro. B14 ataca por el Sur; es una verdadera iniciativa. N15 no la puede rechazar de cerca y se limita a prolongar por el otro extremo para asegurar sus dos ojos vitales. B16 enlaza con la blanca aislada. N17 la persigue. B18 da jaque a las cuatro Ns en el centro NE. B20 une el grupo de dos con el de B8.

    N21 es una buena jugada; si las Bs hubieran ocupado ese lugar, las Ns habrían perdido dos puntos. B22 salva a la otra pieza aislada del centro.

    N23 es una jugada dudosa. ¿Por qué no corta a las Bs en la posición de B24?

    N25 intenta penetrar por el SE. B26 la rechaza. N27 se une con su propio grupo y pierde la iniciativa. B28 penetra en el centro. N29 la rechaza. B30 da jaque a N23. B32 rompe el hueco dejado por una pieza blanca capturada antes.

    N33 pretende entrar en el NE. B34 la rechaza. N35 penetra por el centro del borde Este. B36 la rechaza. N37 une, gana un punto más y pierde la iniciativa.

    B38 reduce el territorio negro en el centro Oeste. B40 avanza hacia el centro Este. B42 penetra en el Sur. B46 en el SO, perdiendo la iniciativa. N49 ataca por sorpresa en el SE; hasta B54 las Ns no logran destruir la formación de los dos ojos de las Bs.

    N55 rodea territorio en el centro. B56 y B58 lo reducen. B60 y B62 forman un ojo y obtienen un punto más. N63 presiona por fuera. B64 responde desde dentro de su propio territorio y pierde un punto. N65 consigue sumar un punto más para las Ns. B66 salva una pieza y es la última jugada de la partida.

    Resultado: las Ns ganan por nueve puntos. Tras descontar los cinco reglamentarios, todavía ganan por cuatro puntos.

anteriorsubir 1 nivelsiguiente © 1970 Ambrosio Wang (texto original), 2004 Luis E. Juan (transcripción) Powered by Interspire.com